Apendice
Stephen Hawking: el día en que el científico se declaró ateo

Creditos Imagen: Difusión

Tras el reciente fallecimiento de uno de los científicos más importantes desde Albert Einstein, Stephen Hawking (76) recordaremos una de sus declaraciones  que, en su momento, causaron furor entre sus seguidores y los creyentes de Dios. El día en que el astrofísico británico se confesó ateo. 

Lea también: Stephen Hawking: científico falleció este miércoles a los 76 años

En su libro más famoso, "Breve historia del tiempo" (1988), Hawking escribió que si algún día comprendiéramos todas las leyes del universo, llegaríamos a conocer “la mente de Dios”. Sin embargo, en setiembre del 2014, el teórico explicó en una entrevista lo que realmente quizo decir con esa mención, alegando lo siguiente:

“Antes de que entendiéramos la ciencia, era lógico creer que Dios creó el universo. Pero ahora la ciencia ofrece una explicación más convincente. Lo que quise decir cuando dije que podríamos conocer 'la mente de Dios', es que compenderíamos todo lo que Dios sería capaz de comprender si acaso existiera. Pero no hay ningún Dios. Soy ateo”.

Luego de que la noticia se divulgara, recibió multiples críticas por su posición, ya que muchos consideraban que si el británico se había mantenido con vida hasta nuestras fechas, era por obra de Dios y no de la ciencia, ya que recordemos que él sufría de Esclerosis Lateral Amiotrófica desde los 21 años, una peligrosa enfermedad que le impedía movilizarse e incluso hablar. Pese a ello, explicó que "la religión cree en los milagros, pero estos no son compatibles con la ciencia”, concluyendo que "Dios no es necesario para explicar el origen de todo", puesto que "la ciencia nos ofrece aciertos más exactos del inicio del todo".

Por: Redacción Apéndice.pe

Noticias relacionadas